La influencia del momento del día

Del mismo modo que el sol sigue su curso en el cielo, cada color provoca una percepción diferente en función de la hora del día. El ojo podrá entonces percibir de manera diferente un mismo color, interpretarlo en función del clima, de la insolación, de los días lluviosos. La calidad de la luz solar es responsable de sus fluctuaciones, la luz blanca y fría de la mañana, los cálidos rayos dorados de la puesta de sol, la luz verdadera del cenit ...

Y no olvides que cada color aplicado sobre la pared te descubrirá, de noche, gracias a las lámparas, una nueva sorpresa en el calor de tu intimidad.